«Remitimos a mi papá por derrame cerebral y nos dicen que murió por Covid-19», denunciaron

Consternada y triste está una familia del municipio de Barbacoas, costa nariñense, tras conocer el fallecimiento de un familiar identificado como Marino Angulo en un centro asistencial de la ciudad de Pasto, que lo reportaron como caso de Covid-19.

Una de sus hijas como Jazmín Ángulo dijo, «hacemos está denuncia pública porque están cometiendo una arbitrariedad contra nosotros. Mi papá vino remitido desde Barbacoas por derrame cerebral y lastimosamente falleció el día de ayer domingo 24 de mayo a las 6:00 de la mañana en donde nos dicen que fue por Covid-19».

Su hija agregó, «nos han hecho amenazas para que lo hagamos pasar por Covid-19 positivo. Hacemos esta denuncia para que no le pase a nadie más. Hemos mirado tantos videos y nunca pensamos que esto nos iba a pasar a nosotros».

Otra de sus hijas de don Marino Angulo quien falleció, asegura que el hecho lamentable sucedió en la Clínica Corposalud de Pasto a dónde lo remitieron hace 17 días desde Barbacoas por un derrame cerebral. «Ayer nos llaman a decir que había fallecido por Covid-19 sin que nosotros conozcamos los resultados».

«A él lo internaron en la Unidad de Cuidados Intensivos UCI y después de varios días lo vieron con recuperación, luego que volvió a decaer y nos llaman a decir que murió por Covid-19», explicó otra de sus hijas.

La familia manifestó que ante sus reclamos a la clínica, no les han dado ninguna solución. «Nos están obligando a que firmemos una acta para que nosotros aceptemos que lo cremen o que ellos mismo lo entierran en Pasto, pero no queremos eso porque ni siquiera a esta hora conocemos los resultados, y ellos no pueden tomar decisiones por nosotros».

Ante la situación del deceso de su padre, iniciaron con las denuncias y aseguran que la única respuesta de la Clínica Corposalud fue sacarlos a la calle y tuvieron que amanecer a la interperie. Pero hacen lo posible para que les entreguen el cuerpo de su padre.

Jazmin, afirma que le manifestaron que no era sospechoso de Covid-19 sino que eran protocolos porque había casos. «Mi papá quedó en el tercer piso en la habitación 324 en hospitalización, si él era sospechoso debían aislarnos a nosotros, pero lo que hicieron fue amenazarnos».

error: Contenido Protegido !!