En Tumaco desmovilizados reciben clases virtuales y fortalecen proyectos en medio del covid-19

Sin duda alguna, desde que el COVID-19 llegó a Nariño, la situación social, económica y cultural tuvo un gran giro. Y las personas en proceso de Reincorporación y Reintegración, no han sido la excepción. Para ellos, desmovilizarse ha sido un proceso de aprovechar oportunidades y de retomar su vida desde la legalidad.

Sin embargo, ha sido también un gran reto, tener que salir adelante en medio de las adversidades en las que viven los tumaqueños, falta de empleo formal, baja conectividad, un conflicto armado vigente y el bajo cumplimiento a las normas de prevención y contención del virus.

Le puede interesar: En Buesaco buscan ayuda para mejorar la salud de la pequeña Evelyn

Para fortuna de ellos, la Agencia para la Reincorporación y la Normalización, ARN, entidad pública de la Presidencia de la República, que trabaja para acompañar a los excombatientes en su proceso de retorno a la vida civil desde la legalidad, les ha generado varias oportunidades para contribuir a la paz de nuestro territorio Nariñense.

Una de ellas, ha sido en épocas de COVID-19, la gestión para que AgroSENA, la estrategia del Sena que fortalece los procesos de formación profesional en la ruralidad colombiana, le dicte a la Cooperativa Multiactiva Nueva Esperanza del Pacífico, el curso especial complementario de 200 horas en Emprendimiento en comercialización de productos y servicios rurales, beneficiándose a más de 34 excombatientes de las Farc-Ep, que actualmente trabajan para sacar adelante el proyecto productivo que formulan actualmente con PNUD “Fortalecimiento en la Comercialización de Coco y Cacao” en el municipio de Tumaco.

Semanalmente, un instructor del Sena con todas las medidas de bioseguridad, entrega guías físicas al Representante Legal de la Cooperativa, para que pueda compartir con los demás compañeros, y a través de videos y clases virtuales, se fortalece el aprendizaje.

Don Segundo Elver Ordoñez, Representante legal de la Cooperativa, cuenta como ha sido esta experiencia en medio del aislamiento “Con muchos compañeros no sabíamos cómo era comercializar, y gracias a este curso estamos aprendiendo. Hemos logrado a través de un grupo de WhatsApp integrar a los compañeros, ha sido una experiencia con mucha acogida, antes pensábamos que era solo para recochar, pero ahora estamos aprovechando esta red social para poder estudiar. Invito a todas las personas en proceso de Reincorporación, que sigamos avanzando, a pesar de esta crisis de salud que vive el mundo, que busquemos la forma para poder avanzar”.

Cabe resaltar que el mayor número de población desmovilizada en Nariño, se encuentra en el municipio de Tumaco, donde se cuenta con 184 Personas en Proceso de Reincorporación (desmovilizados en el marco del Acuerdo de Paz) y con 82 Personas en Proceso de Reintegración (desmovilizados antes del Acuerdo de Paz y de otros grupos armados al margen de la ley).     

error: Contenido Protegido !!