Integrante del CTI acusado de entregar información a disidencias en Nariño

El detenido es un investigador de la Seccional Nariño que presuntamente tendría nexos con disidencias de las Farc.

Al parecer, también advirtió la presencia de la comisión del CTI que fue atacada en julio de 2018 en el corregimiento La Guayacana de Tumaco, donde fueron asesinados 3 funcionarios.

Una fiscal de la Dirección Especializada contra la Corrupción adelanta la investigación que permitió la captura de Alex Romel Chamorro Delgado, funcionario del CTI en Nariño, quien habría incurrido en hechos de corrupción, aprovechando su cargo.

Ante un juez de garantías, se le imputaron los delitos de concierto para delinquir agravado, cohecho propio, violación ilícita de comunicaciones o correspondencia de carácter oficial, acceso abusivo a un sistema informático agravado y violación de datos personales. El investigado no aceptó los cargos.

Dada la evidencia probatoria presentada por el ente acusador, el juez determinó imponer medida de aseguramiento en centro carcelario contra Chamorro Delgado, al considerar que representa un peligro para la sociedad, puede obstruir a la justicia y no comparecer a la investigación.

El proceso investigativo

En diciembre de 2018 se tuvo conocimiento del que el hoy procesado, como coordinador de la policía judicial contra organizaciones criminales Seccional Nariño, presuntamente entregaba información de operativos e investigaciones a la estructura disidente Óliver Sinisterra.

La investigación da cuenta de que, por esta supuesta colaboración ilegal, el funcionario habría recibido varios pagos. Su actividad al parecer consistía en alertar a la estructura sobre allanamientos, interceptaciones a personas vinculadas con alias Guacho, además de retirar el personal de vigilancia de zonas donde se realizaba el transporte de armas y estupefacientes.

Aparentemente, el investigador alertó a los cabecillas del grupo armado sobre el traslado de la comisión del CTI que fue atacada en julio de 2018, en el corregimiento La Guayacana de Tumaco (Nariño). En esta acción criminal murieron tres investigadores.

Los peritos establecieron que el capturado también estaría involucrado en interceptaciones ilegales de comunicaciones, redes sociales, comunicaciones UHF y la protección de algunos números telefónicos para que no fueran intervenidos por las autoridades. Se presume que a cambio de todo ello recibía millonarias sumas de dinero.

WP2Social Auto Publish Powered By : XYZScripts.com