En Iles policías hacían control y los golpearon

Una situación delicada se registró en el municipio de Iles, sur de Nariño, en donde resultaron lesionados tres uniformados.

Se pudo conocer que los hechos se registraron en la vereda de San Francisco, ubicado a unos 20 minutos del casco urbano de Iles, en donde la comunidad indígena festejaba a su patrono que lleva el mismo nombre de la zona.

Fuentes extraoficiales le contaron ABRA NOTICIAS que desde temprano el gobernador indígena José Elías Morillo junto con su comunidad se unieron para festejar a la imagen de San Francisco.

Repudio hay en Colón-Génova tras un abuso y homicidio de niña de 9 años

Terminada la tarde del 31 de octubre los asistentes se habían dirigido hasta una vivienda a seguir festejando en donde continuaron bailando y consumiendo licor.

Horas más tarde arriba la Policía entre ellos el comandante de la Estación de Policía de Iles, al parecer hacer control y a llamarles la atención.

Agregan algunos testigos de la vereda que después de unos diálogos entre las autoridades y la comunidad, de un rato a otro se descontrolaron y los cogieron a los uniformados a golpes, que inclusive en la batalla campal los desarmaron.

Tras recibir la golpiza, los uniformados fueron trasladados a centros asistenciales en donde uno de ellos estaría gravemente herido y remitido a un hospital de Pasto.

En Túquerres avanza investigación para encontrar a responsable que mató a niño

«La celebración religiosa estaba organizada desde el viernes, el sábado culminaban, es ahí que el gobernador sacó un equipo y la gente se puso a bailar en el camino consumiendo licor y horas más tarde la esposa salió apagar la música, pero la insistencia de los que festejaban dejó hasta más tarde y fue ahí cuando llegó la policía y se formó la pelotera», explicaron.

Así mismo denunciaron que la fiesta la había organizado el gobernador indígena. «Los policías llegaron hacer el control porque había toque de queda y ley seca, pero a los 3 agentes los recibieron a golpes que uno de ellos está gravemente herido».

Los agresores no contentos con golpear a los uniformados, aseguran que les quitaron las armas, «todo el desorden público se desató por que el gobernador José Elías Morillo fue quien organizó la fiesta en la casa de él».

Ante lo sucedido este medio digital se comunicó con el comandante de la Policía del departamento de Nariño y con el gobernador indígena José Elías Murillo, pero no fue posible.

Foto: Viajar en Verano